sábado, 11 de diciembre de 2010

Raíces

El otro día leí en la Sinécdoque que uno no es de donde nace, sino de donde pace; y me hizo gracia, mira tú por donde.

Hoy he estado con Mercedes, Mar y su madre en el mercado de navidad de Bad Wimpfen (hay fotos, ya las colgaré) y además han estado una amiga de ellas de Burgos y el marido (alemán). Y por supuesto que nos hemos puesto a despotricar de los alemanes (oye, que para algo somos españoles y tenemos sangre caliente... en vez de la horchata fría que tienen los teutones). Porque como bien nos explicaron el otro día los alemanes y sajones en general son Sachorientiert (lo importante es "la cosa") y los españoles y mediterráneos y latinos en general somos Personnenorientiert (lo importante es "la persona"). ¿por qué será que cuando dos o más no alemnes que viven en Alemania se juntan, al final siempre acabamos poniendo verdes a los alemanes?

Y esto ¿qué tiene que ver con las raíces y con que uno sea de donde pace? Pues anda, que volviendo en el tren Mar me preguntaba que yo por qué me había venido. En su caso ella se vino por amor (se vino detrás de un maromo) y Mercedes por estudios (hizo filología alemana y se quedó); pero yo en principio no tengo nada que ver con Alemania y mis raíces están bien lejos, pero... ¿qué son las raíces?

Mis abuelos paternos vivían en el campo (y allí nacieron mi padre y mis tías), luego emigraron al pueblo (Conquista, donde de pura casualidad se conocieron mis padres) y finalmente emigraron a la ciudad (donde nacimos nosotros).
Mi madre salió ella solita de su pueblo (Montilla, un pueblo relativamente grande) con algo más de veintipoquitos años y estuvo trabajando de aldea en aldea y de pueblo en pueblo, de casualidad un curso la mandaron a Conquista, donde conoció a mi padre. Y al final acabaron en Córdoba.
¿Dónde estaban sus raíces? ¿En el campo? ¿En Conquista? ¿En Montilla? ¿En Córdoba?
Y las mías ¿Dónde están? ¿En Córdoba? ¿En Berlín? (quienes me conocieráis antes y después de Berlín entenderéis el por qué de esta opción) ¿Aquí y ahora? ¿Qué son las raíces?

Sí, ya sé de donde vengo, pero si el eterno retorno es sólo una teoría, ¿mis orígenes son también mi futuro?

3 comentarios:

Orologiaio dijo...

Al final todo es un bucle en el que somos nosotros los que decidimos dónde cortar y poner los principios y los fines, los orígenes y los destinos :)

PD: Conquista se lleva el premio de topónimo de la semana, qué grandiosidad, qué donaire, qué arte y qué tronío :P

mortiziia dijo...

Jor, de ahí es mi familia cordobesa: allí llegaron desde las tierras salvajes puertollaneras, de allí salieron hacia Córdoba primero y luego hacia Marbella, allí siguen teniendo sus sienes y sienes de tierras.

Si no digo algo de los alemanes, reviento:no sé si será mi experiencia, pero a algunos dan ganas de llevarlos a un banco de sangre a punta de pistola a que les pongan una tranfusión. Deben tener las venas llenas de telañaras.

Antonio dijo...

Si al final vamos a ser medio primos, ya verás...