domingo, 16 de junio de 2013

Finde movidito

Otra semana que apenas escribo, pero esta vez tengo una buena excusa: no he podido. No, no estaba demasiado ocupado desgastándome el escroto de tanto rascármelo, estaba ocupado de verdad. El miércoles y el jueves estuve en la última Fortbildung (curso de profesores) de este año y como era en Hannover, me fui el martes para allá para cenar con la gente, dormir allí y no tener que madrugar tanto el miércoles.

Como bien sabéis, en mi cole no hay dinero para pagarme el curso que viene, pero lo que no sabíais es que una chica del programa se tiene que ir y a lo mejor me quedo yo con su puesto. Esta semana mi director ha terminado de llamar a todos los directores de Osnabrück y, o bien no necesitan ningún profesor de español para el año que viene, o bien no tienen dinero (igual que mi escuela). Así que el viernes llamó a la directora de esta chica que se va, ella le dijo que yo la llamara y el miércoles me voy a conocerla, a poner mi cara de niño bueno y de joven docente responsable y profesional con la barba arreglada y esperar que me diga "Herr Afra, wir wollen Sie als Lehrkraft in unserer Schule für nächstes Jahr". Y no, no me voy a afeitar porque sin barba parezco un niñato, que cuando estuvieron aquí los del intercambio la semana pasada me dieron un alegrón como pocos, me echaron algunos años de más. En Alemania en general no gustan los profesores jóvenes, porque eso es indicio de que tienen poca experiencia. Y esta directora en particular busca gente con experiencia.

Pero eso de que mi director me llamara y yo llamara a la que con un poco de suerte será mi directora a partir de agosto ocurrió todo antes de las 10:30 de la mañana del viernes. Después de llamarla terminé de hacer las medias de casi todas mis clases excepto una (porque todavía tenía que terminar de corregir el último examen) y me fui al colegio a meterlas en el cuaderno, con la idea de meter la otra clase el lunes. Camino del colegio se me pinchó una rueda de la bici, pero no sabía si sólo se había desinflado o estaba pinchada del todo, así que me bajé, terminé andando el camino y cuando llegué al colegio puse las notas, pregunté si alguien tenía una bomba y justo antes de salir del colegio me encontré con la tutora de la clase que no tenía las notas puestas y me preguntó por las notas. Así que me tocó volver a correr. A casa de Uschi a inflar la rueda, corriendo a mi casa mientras comprobaba que la rueda no estaba floja, sino pinchada, volver a inflar la rueda por el camino para llegar a mi casa lo mejor posible, terminar de corregir, hacer todas las medias, decidir quiénes de los alumnos suspensos eran dignos de mi magnificencia magnanimidad y llamar al colegio para pillar a la tutora y decirle quienes suspenden y quienes aprueban. A las tres de la tarde de un lunes (y más en la sala de profesores de mi colegio) cogió el teléfono Pirri (o Rita que igual me vale). Le escribí un correo para decirle las dos que suspenden. Bueno, como suspender han suspendido más, pero (menos a esas dos) yo las he aprobado (otro día hablaré de "la de historia me ha cateado/he suspendido a tres alumnos").

El viernes por la tarde lo único que hice fue escribir al piso que ya tenía aquí en Osna para el curso que viene para decirle que esos 31 m² de habitación tendrán que ser para otro y a chorrocientos mil pisos en Hannover para decirles que quiero ser su Mitbewohner a partir de agosto.

Y el sábado por la mañana mi intención era sacar la rueda, quitar la cubierta, cambiar la cámara y volver a poner la rueda. Carmen de Mairena es la reina del barrio chino (de Barcelona), y mi bici, llamada Mairena está hecha en China  ¿coincidencia? Totalmente. Pero para muestra (de que está hecha) China un tornillo botón.

Un Medio tornillo
Apreté tanto un tornillo que me quedé con él en la mano, como si a la reina del Rabal se le hubiera caído un pezón. Pero mejor empezamos por el principio.

Puse la bici boca abajo, desatornillé la rueda de su eje, la saqué, le quité la cubierta (no sin esfuerzo), saqué la cámara, volví a guardarlo todo (menos la cámara) en el cobertizo de bicis (me siento muy gringo escribiendo la palabra "cobertizo") y me llevé la cámara a la tienda de bicis para comprar una igual (primer viaje). Las medidas de la cámara son 26x1*3/8 y además la válvula es de las finitas, más o menos así.

Sí, la cámara la hizo la cazadora de cartas
Bueno, el caso es que en la tienda me dijeron que no tenían de esas cámaras, que a lo mejor alguna era compatible, que mirase lo que ponía en la cubierta, así que allá que me fui a mi casa a ver qué ponía (segundo viaje). Como en la cubierta ponía lo mismo, decidí que no quería dar un tercer viaje, así que me la llevé a la tienda. Una vez allí estuvieron mirando, vieron que no tenían ese tipo de cámara con esa válvula, así que tenían que pedirla. Pero eso significa que me iba a quedar sin bici por lo menos hasta el jueves. Así que decidí llevarles la llanta para ver si la cámara que tenían con una válvula más gorda sí cabía en mi llanta (tercer viaje, muy a mi pesar). Evidentemente no cabía (eso habría sido demasiado sencillo), así que como necesito la bici cada día, al final abrieron un poco el agujero de la llanta para que pasara la otra válvula y me la llevé para meter la rueda en la bici.

Cuando saqué la rueda no tenía aire, así que salió sin ningún problema, pero ahora estaba hinchada, así que no pasaba por los frenos. ¿Vosotros sabéis soltar un freno en V? Pues yo no sabía. Así que desajusté un tornillo que no debía (el que veis en la foto de arriba), metí la rueda, lo volví a apretar (que es lo que me más me costó de todo el fin de semana) y lo apreté tanto que lo rompí. Lo bueno es que lo que se ha quedado dentro de la bici es lo que tiene que une el freno al cuadro, así que en principio no habrá mucho problema.

Y todo este rollo para deciros que con suerte me tengo que mudar a Hannover. Si alguna vez me pierdo, buscadme cerca de Úbeda, que estaré en algún cerro.

6 comentarios:

mortiziia dijo...

Yo no me he enterado de la historia que con suerte te llevará a Hannover. Pero para nada. Dices que te apañas una entrevista para el puesto de una chica que se va el año que viene y que es en Osna... ¿y lo siguiente que me dices es que escribes para notificar que te vas de ese piso? xDD Debo estar muuuy espesita.

afra dijo...

Es verdad, creo que se me ha olvidado explicar algún paso. Me quedara o no me quedara en Osna, tenía que cambiarme de piso en agosto porque estoy en una Zwischenmiete y la semana pasada encontré el piso perfecto para mudarme (el que he rechazado).

Pero la chica que se va no está en Osna, sino en Vöhrum, un barrio de Peine (podía ser peor, podía no tener "i"); el programa de profesores es para toda Baja Sajonia. Pero como Vöhrum es minúsculo y está a veinte minutos en tren de Hannover, pues me voy a vivir a Hannover, que tiene más cosas y tengo amigos allí.

Elenita dijo...

Ahhh, estaba yo pensando como mortiziia... y lo he tenido que releer un par de veces!

Ahora con la explicacion me he entersado. Excepto por lo de la "i", pero fijo que es una broma en aleman que no pillo. :-)

afra dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
afra dijo...

Es lo que pasa por no releer las entradas antes de publicarlas, que todo está muy claro en tu cabeza (porque conoces toda la historia), pero a quien le faltan datos no tiene por donde cogerlo. A lo mejor con una imagen (espero que funcione) se entiende mejor.

mortiziia dijo...

Yo me esperaba una imagen mairenesca para Pe(i)ne.