jueves, 13 de septiembre de 2012

Burritos de musaka

Aprovechando que este año los viernes los tengo libres y que hoy es mi primer juernes (jueviernes si lo preferís), me he puesto a cocinar en condiciones, que es algo que no hacía desde antes del verano, y es que, amigos míos, el otoño ya ha llegado al Corte Inglés Alemania. 

La receta de hoy son burritos rellenos de musaka a la aframadre. Que, como bien habréis deducido, aframadre es la mujer a la que toqué en desgracia hace ya casi 30 años y que me ha enseñado, entre otras muchas cosas, lo poco que puedo saber de cocina, la que me enseñó a hacer musaka y pan relleno. Lo de aprender a hacer burritos (el pan de los burritos me refiero) fue totalmente de casualidad, yo estaba intentando hacer otra cosa, y al final me salió lo que me salió (como un día que hice estofado cuando en realidad quería hacer nomeacuerdoyadequé).

Para ¿cuánta gente? Pues con estas cantidades me lo he comido yo sólo, pero comiendo soy una bestia parda, así que estas mismas cantidades valen para dos personas (o para tres si se acompaña de una ensaladita o un postre.

¿Cuánto se tarda? Pues sobre una hora, porque tiene berenjena y tomate, que si tardaran más tiempo en hacerse, acabarían caducándose antes de acabar de cocinarlos. Y todavía más si haces como yo, que cocino con la radio puesta

Para el pan de los burritos
- Algo menos de 200 gr. de harina
- Unos 100 ml. de agua
- Sal.

Se mezcla todo. No hace falta dejarlo reposar, pero se puede. Se amasa y se hace un bola, que si hemos seguido esas cantidades no será mucho más grande que una pelota de tenis.


Se extiende dejando una base muy fina de masa. Y con fina no quiero decir fina como una base de pizza, sino más fina que el borde de un plato, no tan fina que se pueda ver al trasluz, pero casi. Teniendo en cuenta el tamaño de mi sartén y la cantidad de masa que he hecho, me ha salido para hacer Después ponemos la sartén (sin aceite ni nada) en el fuego, esperamos unos segundos a que se caliente y echamos la masa. Vamos sacudiendo de vez en cuando la sartén para que no se pegue y cuando veamos que está por ese lado, le damos la vuelta.


Esto lo podemos hacer antes de hacer la musaka, durante o después, da igual.

Para la musaka
- Una cebolla pequeña
Ya sé que parece grande, pero daos cuenta de que sólo ocupa las dos primeras falanges de tres dedos
- Una berenjena.
- Carne picada (yo he usado unos 100 gramos)
- Tomate (lo suyo es que sea natural, pero yo he usado del que se compra ya triturado, que no tenía ganas de ponerme a pelar y picar, pero igual os digo, con tomate natural el resultado es muchísimo mejor).
No, mi tomate no se descojona de mí por ser un cutre, es que esa es la marca blanca de descuento de mi supermercado


Yo lo que hago es que primero lo pico todo y así no me estreso mientras tengo cosas en el fuego, pero cada uno que pique en el orden que quiera.

La cebolla se pica en dados finitos, para que se poche bien y pronto y no se queme, la berenjena también se pica en trozos pequeñitos, porque es una hortaliza y, como tal, tarda un millón de años (minuto arriba, minuto abajo) en hacerse, así que cuanto más pequeños sean los trozos, menos tiempo tarda en hacerse.

Se echa un chorrito de aceite en la sartén, se enciende el fuego y se echa la cebolla. Cuando esté pocha (floja y más o menos transparente) echamos la carne picada y removemos de vez en cuando para que no se pegue. Entonces bajamos un poco el fuego (que se quede algo más alto de fuego medio) y echamos la berenjena y esperamos a que se haga.

Pero atención, que se haga, no significa que le cambie un poquito el color y se quede así.

Que se haga, significa que se reduzca a menos de la mitad. A los que sois impacientes o recomiendo paciencia, porque lo mismo pensáis "esto seguro que ya está, que ya le ha cambiado el color" y la cagáis... y mucho (tranquilos, todos la hemos cagado alguna vez) hay que remover y esperar, y remover y esperar y esperar... hasta que se quede algo así.

Y todavía tenía que haber esperado más, pero tenía un hambre atroz y todavía me quedaba un rato.
Y ahora le echamos el tomate (si es tomate de verdad, lo habremos pelado y picado en dados antes) y esperamos a que se haga. Una vez que ya esté hecho, echamos parte de la musaka en uno de los burritos, le echamos queso rallado si queremos... 
... y lo enrollamos.
¡Que aproveche!

3 comentarios:

Federico dijo...

Una pregunta: la carne picada es de ternera o lleva mezcla de ternera y cerdo o da igual.
Me gustaría hacerlo y como soy un poco vago utilizar tortillas mexicanas de maíz o de trigo.
Un saludo.

afra dijo...

Yo la usé de ternera, pero porque estaba de oferta, en realidad da lo mismo (hay gente a la que le gusta más una u otra).
Y hombre claro que se pueden utilizar tortillas de las compradas es bastante más fácil y el resultado es muy similar, pero así publico dos recetas y me ahorro una entrada.
Un saludo de vuelta.

mortiziia dijo...

:)~